PRONUNCIAMIENTO Red Latinoamericana y Caribeña de Católicas por el Derecho a Decidir

Nada justifica la violencia

Ante los hechos acontecidos en el país hermano del Perú, debido a la vacancia y posterior renuncia del presidente Vizcarra, y tras la manipulación política que estableció un gobierno transitorio, a la cabeza del Sr. Merino quien, en su calidad de cabeza de la nación permitió que las fuerzas policiales, la noche del 14 de noviembre, hicieran  uso excesivo de la fuerza, debido a los reclamos legítimos de las y los ciudadanos quienes expresaban su disconformidad ante el riesgo que estos hechos significan para la democracia peruana, ocasionando de esta forma el fallecimiento de dos jóvenes y varios heridos, la Red Latinoamericana y Caribeña de Católicas por el Derecho a Decidir manifiesta su repudio y exhorta a las y los líderes políticos peruanos a dar estricto cumplimiento a la normativa peruana, regional e internacional que obliga jurídicamente a garantizar los derechos humanos de toda la ciudadanía, así como a proteger el sistema democrático.

Como mujeres de once países de la región de América Latina y el Caribe y ciudadanas del mundo, unimos nuestras voces, junto a la de otras mujeres y hombres que luchan cotidianamente por el respeto a los derechos humanos y libertades fundamentales, para denunciar estos hechos, que deben ser investigados y sancionados. Así mismo, ante la renuncia del Sr. Merino, nos mantendremos alertas para alzar hasta que de forma democrática se elija como corresponde, a la/al sucesora/or constitucional, como corresponde.

Ha costado tanto luchar porque se consoliden los sistemas democráticos en nuestros países, que todo acto que amenace a la ciudadanía o ponga en riesgo a los derechos, además de ser repudiados, serán motivo de exigencia de resarcimiento.

 

15 de noviembre de 2020